Barrancos y Cuevas,  Descenso de barrancos,  Excursiones,  Rutas 5 botas

Pas de S’Argolla ( Crónica de Paulino )

Impactos: 58

Una excursión de coleccionista. Me hubiera gustado explayarme contando lo que nos pasó ayer en la travesía por el Torrente de Pareis, pero la verdad es que estamos en vísperas de Nochevieja y no hay tiempo para más, así que de forma resumida voy a intentar explicarlo. La idea inicial era subir hasta el Pas de S’Argolla, dirigirnos a continuación hasta la parte final del Torrente del Gorg de la Figuera y descenderlo mediante rápel, remontar otra vez el Torrente de Pareis y trepar hasta la Cova del Soldat Pelut. Pero como  suele pasar a veces…. las cosas pueden torcerse. Al acabar el Pas de S’argolla erramos a la hora de encontrar  la ruta de bajada hacia el torrente y errar en aquella zona de montaña puede ser muy divertido…….así que “sin quererlo ni comerlo “ fuimos  descendiendo por acantilados, desplomes y repisas de infarto hasta que finalmente aterrizamos en el Torrente……y ya está, colorín colorado este cuento de ha acabado……No hace falta hablar más del tema, pero me gustaría hacer unos comentarios al respecto.

Yo personalmente disfruté como hacía mucho tiempo no había disfrutado. Nos encontramos en una situación un poco delicada pero gracias a Luis y a Isidro pudimos terminar la excursión sin ningún percance. También el ambiente del grupo ayudó, en ningún momento hubo tensión ni nervios…más bien todo lo contrario, risas y buen rollo a pesar de que todos éramos conscientes de que nos habíamos perdido y que  aunque el objetivo final lo teníamos a la vista no era nada fácil averiguar por dónde bajar hasta allí. Como no puede ser de otra forma procedimos a bautizar pasos de montaña nuevos, como  “ El Pas del Truño “ o el Rápel de los Pajaritos”, éste último no apto para cardiacos ya que tenías que sentarte sobre una rama de un árbol con las piernas sobre el vacio para, haciendo un péndulo, quedarte suspendido en el aire  antes de iniciar el rápel…..casi nada. No sé si las fotos podrán hacer justicia a lo vivido ayer pero lo que sí es cierto es que el grupo estuvo a la altura de las circunstancias, Luis , Isidro, Llorenç, Santi, Abu, Andreu, Bernar, y un servidor y por descontado las damiselas : Antonia, Clara y María nos ganamos a pulso el título honorífico de “ Raconers por un día “.

Espero que mis compañeros con sus comentarios puedan aportar diferentes puntos de vista sobre lo que sucedió ayer, por mi parte desearos a todos un Feliz Año Nuevo y por descontado, citarnos para una nueva aventura por nuestra Roqueta…eso sí esta vez llevaremos GPS……

Luis, nuestro guía en esta excursión de autentico reconer
Luis, nuestro guía en esta excursión de autentico reconer

4 Comentarios

  • melga

    Mil y un caminos diferentes que se pueden tomar en la montaña nos llevan a descubrir sitios y lugares que nos parecen imposibles conquistar. Pero nunca sabes el nivel que tienes hasta que no tienes mas remedio que atarte los machos y tirar palante. La verdad es que ayuda mucho estar al lado de gente en la que se puede confiar y que sabes que te sacaran de cualquier circunstancia. Gracias Luis por llevarnos a uno de estos sitios. A Xufi, Paulino, Andreu que con la soltura y forma de moveros en estos sitios también nos ayudáis a los demás menos dotados a superar los obstáculos que vamos encontrando. Y gracias a todos los que compartiteis tan gran día.
    Feliz 2016

  • AndreuQ

    Apenas nos quedan unas horas para dejar este año en el que de nuevo cierro el año con un 30 de diciembre aventurero y, por tercera vez compartido (entre otr@s no menos valientes) con el «Gran ISI».
    Lo de ayer sera para guardar en vitrina y de vez en cuando sacarlo para que vuelvan esos buenos recuerdos a nuestra memoria.
    Gracias a tod@s l@s que me ayudaron a pasar ese dia a lo grande, especialmente a «Coyote» por contagiarnos esa serenidad tan necesaria en unos momentos en que si algun@ se hubiese encontrado insegur@ se hubiese podido transmitir a mas miembros del grupo pero tú confianza nos ayudó al éxito colectivo.
    Desde aquí os deseo mucha felicidad y mucha montaña por recorrer a tod@s los que estuvistéis, los que no pero os hubiese gustado y a los que simplemente leéis esta web. ¡Molts d’Anys a tothom!

  • Fernando

    Y poniéndome al día con los comentarios de las últimas entradas llego al final, a la del día 30. “Los últimos serán los primeros” escribía alguien por ahí. Desconozco la veracidad del texto en cuestión, pero lo que no alberga ninguna duda, es que habéis dejado la Madre de todas las excursiones del 2015 para el último día. Durante el año se han hecho tias, primas, hermanas y hasta alguna que otra madrastra excursión con hijas biológicas o incluso adoptadas, pero por lo leído, por lo visto (hasta que Miguel guardo la cámara ya que Paulino al seguir tirando en automático, hace fotos vivas…..y se le mueven) y especialmente, por lo contado, parece que el título otorgado merece ese reconocimiento, la Madre de todas las excursiones del 2015. Le dije anoche a Paulino que semejante aventura merecía una crónica chula de las suyas, de esas que nos tiene mal acostumbrados, ácida y mordaz, detallada y concienzudamente descriptiva, plasmando esos momentos de tensión y adrenalina vividos. Agradeciéndole, por supuesto, el detalle de escribir algo sobre la marcha, duermevelas horas antes del cierre del año, me hago cargo del tiempo que lleva encontrarlo estos días, entre comida y brindis y mas cuando por costumbre, obligación o vete a saber que jodida presión externa extraña, parece que hay que satisfacer el deseo de los impacientes, asistentes o no, crédulos o lectores, con líneas y fotos calentitas, sin digerir, recién sacadas del horno. Va todo demasiado rápido, lástima no poder paladear cada una de las jornadas como se merecen y alargar el fulgor de la batalla, como aquellos cuenta cuentos que ya no volverán. Afortunado yo, que tuve la ocasión que Paulino me la relatara de pe a pa, de la a la z, sin obviar sensaciones, alegrías, momentos, compañerismo e ilusiones. Si hubiera tenido una grabadora, habría volcado esas palabras emocionadas, esa descripción increíble, esas vivencias a flor de piel sobre el papel y la Madre de todas las excursiones de este año habría tenido…la Madre de todas las crónicas. Insisto en lo que te dije, aviso a navegantes para que no haya malos entendidos, sirva esta crítica constructiva para que todos valoremos el tiempo que se dedica a esta web……si no se puede/quiere con las crónicas al menos………..que sea en los comentarios. Me encantaría leer opiniones, sensaciones, miedos, etc de los que tuvisteis la oportunidad de vivir semejante aventura.
    Momento impagable, anoche, la descripción a dos voces y desde distintas perspectivas de la explicación del Pas del truño, por parte del protagonista y de un observador neutral. Menudo crack el susodicho, por su arte y su “problema” sin complejos cuando la adrenalina sube y los caminos se tuercen. Que le quiten lo bailao…..en el Pas en cuestión y en su Massanella en pareja.
    Me ha gustado la sensación de camaderia y compañerismo que desprende no solo la crónica sino también los comentarios de Miguel y Andreu. Quizás es ese intangible sentimiento que te hace estar pendiente del puto teléfono, buscando movimientos a partir de una hora concreta. “Vivos!!!” escribía Isi, tiempo después del ocaso del sol, dando carpetazo a nervios y congojas varias. “Ahora si, doctor, ya puede pinchar en la rodilla……no tengo que ir a buscar a nadie” (icono de incredulidad y vacile extremo)
    Señor@s un placer leerles y observarles en la distancia. Que el nuevo año os traiga todo lo mejor y a mi, una pronta y rápida recuperación. Pensé que no lo diría….pero joder, os echo de menos…por allá arriba. Molts d’anys!!!!, feliç 2016!!!

  • isidro

    Fernando, no fue para tanto, sabes que Paulino lo exalta todo a conveniencia, el Abu esta ya tocadete y Bernar, que decir de Bernar. Solo recordarte que sus valoraciones son subjetivas y mucho. Es verdad que no fue fácil manejar un grupo de 11 personas en un lugar tan abrupto pero el único problema fue la falta de horas de luz. Los equipamientos de Luis eran seguros, siguió una buena ruta de escape y el grupo se comportó.
    A ver que cuenta de la excursión de hoy, pero ya te digo que un paseo por unos balcones con vistas a Deia y solo la canal d’es racó a sido algo delicado, lo demás un paseo. Y si lo hemos dejado a la mitad, se notan los turrones y vamos muy, muy despacio.
    un abrazo y feliz año

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.